Tres ideas para hacer macetas recicladas

Cuando se trata de tener la casa y el jardín llenos de plantas, prácticamente todo se puede hacer con muy poco dinero a cambio de un poco de esfuerzo o creatividad.

Noticias Generales 25 de agosto de 2020
con_botellas1

A la hora de hacer maceteros con material reciclado, hay tantas formas de hacerlo como ideas se te puedan ocurrir. Al final, se trata de mirar ese recipiente que ibas a tirar, dejar que se ilumine la bombilla y para cuando te quieres dar cuenta, ya tienes algo nuevo y original. según aconseja Belén Acosta, técnica en jardinería y recursos naturales y paisajísticos, en Ecología Verde.

1. Con botellas de plástico 

Este sistema también puede utilizarse con botellas de cristal, pero el plástico es preferible por ser mucho más fácil de trabajar y no ser peligroso si se rompe. Sigue estos pasos para hacer una maceta con una botella de plástico:

Coge tu botella de plástico y córtala por la mitad aproximadamente, o un par de centímetros por encima del punto medio. Ayúdate de las tijeras para eliminar cualquier reborde que haya quedado en la sección.

Ponle a la botella su tapón, y hazle un pequeño agujero en el tapón de la botella. Puedes usar cualquier objeto punzante como un destornillador o incluso un bolígrafo. Pasa un hilo de algún material absorbente como la lana por este agujero. Esto nos servirá para hacer que el macetero reciclado sea autorregable.

La mitad inferior de la botella será la base del macetero, mientras a la parte superior debes darle la vuelta y encajarla sobre la base, del revés. De esta forma, puedes poner la tierra y tus plantas en el recipiente creado, y llenar la base de agua. Así, el hilo de lana absorberá la humedad y la transmitirá al sustrato al ritmo que la planta necesite.

Ahora pinta y decora tus botellas como más te guste para que sean un diseño realmente único.

Otra opción es hacer el corte en horizontal para que la maceta sea más del tipo jardinera pequeña.

2. Con latas

Hacer maceteros con latas usadas es realmente sencillo, ya que una vez vaciadas y lavadas, tienen básicamente la misma forma que un macetero convencional de cerámica. Sigue estas indicaciones para hacer estas originales macetas:

Si vas a usarlas para colocar plantas que necesiten de un buen drenaje, es recomendable que hagas algunos agujeros en la base de la lata para que la maceta pueda eliminar por ahí el exceso de humedad.

Una vez hecho esto, coloca la lata ligeramente por encima del nivel del suelo, apoyando la circunferencia de su base en pequeñas piedrecitas o en cualquier apoyo que te parezca estético.

Para hacerla más atractiva y bonita, puedes forrarlas con papel o servilletas con motivos que te gusten. Para ello, simplemente coloca el papel elegido sobre ellas y usa pegamento barnizado con un pincel. Con un poco de práctica, te quedarán perfectas y sin arrugas. Otra opción es que pintes directamente sobre la lata.

3. Con ollas viejas

Si piensas que tus ollas viejas ya no tienen remedio es porque no te has atrevido a decorarlas y usarlas como macetas. Se aconseja plantar cactus en macetas hechas con ollas viejas reutilizadas y quedarán muy bien el jardín. Van algunos consejos.

Primero, siempre se hace uno o varios agujeros en la base del recipiente, puede ser con clavitos u otro objeto. Después ponemos en el fondo de la olla piedras grandes y menudas para el drenaje.

Echamos turba mezclada con tierra de campo.

Clavamos el cactus.

Echamos de nuevo tierra, la prensamos bien con las manos y finalmente, la regamos y esperamos a que agarre.

Fuente: Los Tiempos (.com)

Te puede interesar

Reciclaje Textil, Reciclaje Creativo

En 2015 el sector textil era responsable del 2% de las emisiones de CO2 en el planeta, para 2050 se estima que generará el 26%. Sin contar la cantidad de microfibras que las prendas sintéticas sueltan en cada lavado y que acaba vertiéndose al océano.

Donar-ropa