Ley en Filipinas obliga a todo estudiante que quiera graduarse a plantar 10 arboles

Además de los requisitos propios de una graduación, en Filipinas una nueva ley añade una obligación ecológica suplementaria

Arbolado 17 de septiembre de 2021
descarga (4)

Una de las medidas más simples pero poderosas que se pueden tomar para combatir el cambio climático es plantar árboles. Esto es algo que, pese a su simpleza, no ha sido implementado de manera sistemática en muchos países; sin embargo, este no es el caso de Filipinas.

Una nueva iniciativa en ese populoso país del Pacífico obliga a estudiantes que buscan graduarse de la escuela, tanto de secundaria como de preparatoria y universidad, a plantar por lo menos diez árboles. Con esta medida, apoyándose en la fuerza de la juventud, el país no sólo asegura tener un número importante de árboles sino que además educa a las nuevas generaciones.

El espíritu de la medida trata de promover lo que llaman "responsabilidad intergeneracional". Algo sencillo pero genial, por su doble valor añadido. En este caso, lo que resulta esencial es que este tipo de cosas en la actualidad deben hacerse a una escala masiva y en ocasiones de manera compulsoria. 

La medida señala que los árboles pueden ser plantados en diferentes sitios, incluyendo áreas urbanas, bosques, reservas, manglares y territorio indígena. Esta iniciativa contempla la plantación de 175 millones de árboles cada año y hace al Departamento de Educación responsable de que la misma se cumpla cabalmente, mientras que otros organismos como el Departamento de Agricultura se convierten en estrechos colaboradores, proveyendo la infraestructura y el material para realizar la labor formativa y ecológica que busca transformar a una nueva generación de filipinos.

No es una producción propia, la fuente es Pijama Surf (.com)

Te puede interesar

Mitigar el cambio climático cuesta mucho dinero, ¿quién y cómo ha de pagarse?

Es un hecho ampliamente aceptado que el cambio climático representa una amenaza de gran importancia para la humanidad y, aunque existen innumerables soluciones para hacer frente a lo que la ONU ha descrito como la “amenaza existencial” de nuestro tiempo, todavía no está del todo claro cómo se pagarán las soluciones para mitigarlo

image1440x560cropped