Asamblea de la ONU: “La guerra contra el planeta debe terminar”

Los diplomáticos del mundo están de regreso en Nueva York para la 76ª sesión de la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU)

Cambio Climático 22 de septiembre de 2021
asamblea-onu-guerra-contra-planeta-debe-terminar-912048-222553

Alrededor de un tercio de los 193 estados miembro de la ONU vuelven a estar conectados de forma remota, pero más de 100 jefes de Estado y de gobierno acuden en persona, entre ellos el primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, el primer ministro de la India, Narendra Modi, y el presidente de Estados Unidos, Joe Biden.

Durante toda la semana, los Estados miembros deberán deliberar sobre dos retos paralelos: acabar con la pandemia y redefinir la economía mundial pospandémica para que sea saludable para el planeta.

“La guerra contra nuestro planeta debe terminar”, fue la expresión que usó el secretario general de la ONU, Antonio Guterres. La postura de la ONU, plasmada en el resumen oficial de la agenda de la semana: “Las decisiones que tomemos asegurarán la salud humana, económica y medioambiental para las generaciones venideras, o reforzarán los viejos patrones que están destruyendo la naturaleza y provocando la división de la sociedad”.

La cuestión medioambiental está atada irremediablemente a la posibilidad de salir de la pandemia. Por eso, el acceso a las vacunas ocupó un lugar destacado en el discurso de apertura de Guterres, con críticas a los países más ricos que acaparan las vacunas, mientras los países pobres sufren de escasez.

En su discurso, Guterres calificó de obscena la distribución desigual de las vacunas. Las imágenes de vacunas caducadas y no utilizadas, en algunos países cuentan “la historia de nuestro tiempo”, con la mayor parte del mundo más rico inmunizado mientras el 90% de África no ha recibido ni siquiera una dosis.


Es una acusación moral del estado de nuestro mundo. Una obscenidad. Hemos aprobado el examen científico, pero hemos reprobado en ética.

dijo Guterres ante la Asamblea General.


El secretario general, que inicia un segundo mandato de cinco años al frente del organismo el 1 de enero, también advirtió del aumento de las tensiones entre China y Estados Unidos.


Me temo que nuestro mundo se está arrastrando hacia dos conjuntos diferentes de reglas económicas, comerciales, financieras y tecnológicas, dos enfoques divergentes en el desarrollo de la inteligencia artificial y, en última instancia, dos estrategias militares y geopolíticas diferentes. Esta es una receta para tener problemas. Sería mucho menos predecible que la Guerra Fría.

dijo Guterres.


Resistencias

Según consignó la cadena CNN, ya hubo problemas con la exigencia de una prueba de vacunación contra la covid-19 para las reuniones en interiores, que las autoridades de Nueva York han pedido a la ONU que siga. Brasil y Rusia ya han rechazando el requisito sanitario.

El representante ruso en la ONU, Vassily Nebenzia, en una carta dirigida a la organización también señaló que no todos los países utilizan las vacunas aprobadas en Nueva York.

El presidente de Brasil Jair Bolsonaro declaró el jueves que no se vacunaría antes del Debate General. Finalmente, se presentó ante la asamblea, en persona, en el tradicional papel de Brasil como primer orador. Desde el estrado, refutó las críticas sobre la corrupción, el manejo de la pandemia y la devastación de la Amazonia.

“Vengo aquí para mostrar un Brasil diferente al que señalan los medios de comunicación”, dijo. Según su versión, las leyes medioambientales brasileñas deberían servir como modelo para el mundo. Dijo además que su gobierno está duplicando los fondos para la aplicación de la ley contra la deforestación.

Bolsonaro también dijo que la campaña de vacunación en Brasil había sido exitosa y que para noviembre todos los adultos que lo deseen estarían inoculados. Esas afirmaciones son incomprobables o simplemente falsas, según medios de su país.

El líder chino, Xi Jinping, en un mensaje grabado para la Asamblea, dijo el martes que su país no construiría nuevos proyectos de energía a base de carbón en el extranjero, y sumó promesas para combatir el cambio climático.

China ha estado bajo fuerte presión para dejar de financiar el carbón en el extranjero, medida que podría facilitar el cumplimiento de los objetivos del acuerdo climático de París.

El presidente de Irán Ebrahim Raisi, anticipó, en su declaración grabada, que está abierto a conversaciones que lleven al levantamiento de las sanciones económicas por su programa nuclear, impuestas por Estados Unidos.

Biden, en su alocución, defendió la caótica retirada de Afganistán. Argumentó que era un paso necesario para cambiar la política estadounidense y centrarse en el reto de los sistemas antidemocráticos, la pandemia y el clima. (Reuters-Especial)

No es una producción propia, la fuente es el diario La Gaceta (Tucuman, Argentina)

Te puede interesar