¿Qué hizo Costa Rica para duplicar sus bosques en solo tres décadas?

Después de décadas de tala sin control, Costa Rica aplicó un plan de reforestación y ahora el 52% del territorio está cubierto por bosques

Arbolado 20 de julio de 2022
1571325766_archive_costa_rica_duplicar_bosques_rz1200

En un mundo en el que la deforestación arrasa con aproximadamente 7,3 millones de acres cada año (más o menos el tamaño de Panamá), los planes de reforestación cobran particular importancia.

Costa Rica es un país que tiene un compromiso de larga data con el medio ambiente. La nación es ahora uno de los líderes en sostenibilidad y biodiversidad. Entre los muchos programas de conservación ecológica activos actualmente, se encuentra el de la reforestación de las tierras verdes, y su éxito es indiscutible: han duplicado sus territorios forestales en solo 30 años.

1570729430_archive_shutterstock_244338682_rz750

Aire limpio

Después de décadas de deforestación, Costa Rica ha sido reforestada hasta el punto de que la mitad de la superficie terrestre del país está nuevamente cubierta de árboles.

Esa cubierta forestal es capaz de absorber una gran cantidad de dióxido de carbono de la atmósfera, combatiendo el cambio climático y purificando el aire de la nación centroamericana.

Según la Universidad de las Naciones Unidas, en la década de 1940, más de las tres cuartas partes del país estaba cubierta en su mayoría por bosques tropicales y otros bosques nativos. Sin embargo, entre las décadas de los 40 y 80, la tala descontrolada condujo a una deforestación severa: en 1983 solo el 26% del país estaba cubierto de bosques.

Por medio de políticas públicas ambientalistas consistentes, las autoridades han logrado no solo detener la destrucción forestal, sino revertirla. Hoy la cobertura forestal ha aumentado al 52%, el doble de los niveles de 1983.

1570729663_archive_shutterstock_120094981_rz750

Los métodos

Duplicar los bosques de un país en solo tres décadas no ha sido una tarea fácil. El extenso sistema de protección ambiental del país ha fomentado la conservación y la reforestación de la tierra mediante la concesión de subvenciones para servicios ambientales.

El sistema costarricense no solo es más avanzado que el de los países vecinos, sino que simplemente no tiene paralelo en el mundo. El país ha sido pionero en el desarrollo de pagos como recompensa por servicios ambientales.

Estableció programas para compensar a los propietarios por la reforestación: por medio de contratos firmados con el Ministerio del Medio Ambiente, asumen responsabilidades conservacionistas.

Los contratos le permiten a los propietarios extraer solo un cierto número de árboles del bosque, y requieren que continúen plantando en las áreas deforestadas. Estos pagos se financian mediante donaciones internacionales e impuestos nacionales.

1570729736_archive_shutterstock_554846644_rz750

Compromiso ambiental

El gobierno de Costa Rica ha demostrado durante mucho tiempo su compromiso con el ambiente, y no solo en términos de reforestación. La primera dama del país, Claudia Dobles, dijo en una entrevista con The New York Times que Costa Rica planea estar completamente libre de combustibles fósiles para el 2050.

Para aplicar este plan, las autoridades han logrado generar toda la energía del país a partir de fuentes exclusivamente renovables durante tres años consecutivos. Además, planean estar libres de carbono y plástico para 2021.

De acuerdo con Robert Blasiak, investigador de la Universidad de Tokio, "mirar más de cerca lo que Costa Rica ha logrado en los últimos 30 años puede ser el empujón necesario para traer un cambio real a escala mundial".

El presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado, ha llamado a la crisis climática "la tarea más grande de nuestra generación", y está firmemente dispuesto a que Costa Rica sea líder regional y mundial en la lucha.

No es una produccion propia, la fuente es Bio Guía (.com)

Te puede interesar

Tras las huellas de la palma: productores y procesadores por violar las normas ambientales en Latinoamérica

La producción de aceite de palma está dejando una huella profunda en los ríos y bosques de Latinoamérica. Tan solo en seis países de la región, entre 2010 y 2021, se abrieron por lo menos 298 procesos sancionatorios en contra de 170 empresas y productores por el incumplimiento de las normas ambientales, talar bosques, desviar el curso de ríos o acaparar el agua, entre otros delitos

Portada-Palma-1200x800