Una capa verde daría lugar a casas más frescas en verano, reduciendo la temperatura hasta 3°C

Cubrir los tejados y las paredes con una capa verde disminuye la temperatura, mejora el sombreado y reduce los costes energéticos

Construcción sustentable 16 de junio de 2022
casa-techo-verde

Aplicar reglas de sostenibilidad en el 35% de las ciudades de la Unión Europea reduciría hasta 55 millones de toneladas de CO2

La transpiración y el sombreado de los muros de vegetación permiten reducir el flujo de calor del exterior de nuestras viviendas en casi un 50%. De hecho, simplemente gracias a los tejados verdes, podríamos beneficiarnos de 3 °C menos en el interior en verano.

El bienestar que genera el aislamiento térmico ecológico se deriva de múltiples factores. El primero es el sombreado directo de la envolvente que protege de la radiación solar. Luego, en verano, la vegetación actúa como un extractor natural de calor del ambiente, mediante la evaporación y la fotosíntesis clorofílica.

Los experimentos se llevaron a cabo en la casa prototipo del Centro de Investigación ENEA Casaccia de Roma. «Gracias a un sofisticado sistema de sensores para la monitorización microclimática, hemos comprobado que las mantas vegetales que cubren el ático y las paredes exteriores del edificio prototipo […] son capaces de mantener las temperaturas superficiales por debajo de los 30 °C y evitar así las fuertes variaciones térmicas que se producen en las superficies de los tejados y paredes sin vegetación, que alcanzan picos de temperatura superiores a los 50 °C en las horas más calurosas«, explica Arianna Latini, investigadora del Departamento de la Unidad de Eficiencia Energética.

Traducido a términos energéticos, los datos preliminares hablan de un ahorro de consumo de unos 2 kWh/m². Es decir, un ahorro de electricidad de 200 kWh para la climatización en verano de una casa de 100 m² con una temperatura interior de confort no superior a 26°C.

La capa verde, beneficio para los ocupantes y la biodiversidad.

Entrando en detalles, el experimento utilizó inicialmente plantas suculentas del género Sedum para el techo verde.

Gracias a su pequeño sistema de raíces y a su supervivencia en condiciones extremas, estas plantas son especialmente adecuadas en la zona mediterránea.

A continuación, se añadieron especies autóctonas mediterráneas a la cubierta verde, favoreciendo así también la biodiversidad de los polinizadores.

En los muros más expuestos, el sureste y el suroeste, los investigadores de ENEA emplearon la «vid americana», detectando una variación de temperatura en algunos casos inferior a 13°C entre la fachada vegetal y la no vegetal.

Ciudades más ecológicas.

Pero es a mayor escala donde se pueden apreciar los múltiples beneficios de las superficies verdes.

La ecologización del 35% de la superficie urbana de la UE reduciría la demanda de energía de refrigeración de los edificios en verano hasta en 92TWh al año. Esto supone un ahorro de más de 364.000 millones de euros y 55,8 millones de toneladas de CO2 menos al año. Y no sólo eso.

Las zonas verdes urbanas también prestan una serie de servicios ecosistémicos, como la mejora del entorno estético para vivir y trabajar, la protección de la biodiversidad y la ralentización del exceso de agua de lluvia.

No es una produccion propia, la fuente es Eco Inventos (.com)

Te puede interesar

Jovenes crean un aire acondicionado sostenible, económico y que no contamina

Conos de arcilla utilizados para crear un sistema de aire acondicionado, es la idea ecológica utilizada por la firma de arquitectura Ant Studio que está dando mucho de qué hablar en la India. Sin gastar energía, y con un diseño para la vida sostenible, este nuevo método pretende climatizar cualquier espacio

aire-acondicionado_00000-1024x555

Construir con barro, la arquitectura del futuro

La arquitectura, como la conocemos, afecta el clima y los recursos del planeta. En el Congreso Mundial de Arquitectura, la arquitecta alemana Anna Heringer pide impulsar construcciones sostenibles con légamo

56980655_303